Buscar

Conoce tu fe Católica

Categoría

Biblia

SOBRE LA LECTURA DE LA BIBLIA

La verdad se presenta y se enuncia de modo diverso en obras de diversa índole histórica, en libros proféticos o poéticos, o en otros géneros literarios” (Constitución Dogmática Dei Verbum (DV) sobre la Divina Revelación 12).

Seguir leyendo “SOBRE LA LECTURA DE LA BIBLIA”

LA BIBLIA ES “SEXISTA”?

Esta es una cuestión que no pocos cristianos hemos tenido que enfrentar, sobre todo en una época en que el auge del feminismo termina muchas veces cruzando la línea de “lo justo”, para radicalizarse en una especie de dictadura “anti-hombre”. Sin embargo, a la pregunta principal la respuesta sería “NO”, la Biblia no es sexista. Seguir leyendo “LA BIBLIA ES “SEXISTA”?”

EL REINO DE LOS MIL AÑOS

En el libro del Apocalipsis hay una distinción entre una primera y una segunda resurrección, y se habla de un periodo de paz de mil años, después de los cuales será liberado Satanás. No logro colocar la última venida de Jesús con el periodo de paz de mil años. ¿Me pueden ayudar a comprender? (M.V.)

Responde Stefano Tarocchi, profesor de Sagrada Escritura

Seguir leyendo “EL REINO DE LOS MIL AÑOS”

DEUTEROCANONICOS

La Iglesia primitiva (siglos I-II d.C.)

Nadie pone en duda que la Iglesia primitiva haya recibido como libros canónicos e inspirados -siguiendo el ejemplo de Jesucristo y de los apóstoles- todos los protocanónicos del Antiguo Testamento. En cambio, no sucede lo mismo con los libros deuterocanónicos. A propósito de éstos se han dado ciertas discusiones en la edad patrística. Seguir leyendo “DEUTEROCANONICOS”

SOBRE LA SANTISIMA TRINIDAD

LA FE CRISTIANA EN LA SANTÍSIMA TRINIDAD.

Jesús es nuestro Salvador, por su muerte en cruz, y su resurrección de entre los muertos. En él, el Padre nos ha reconciliado consigo, y por Él nos ha dado su Espíritu, que nos hace hijos de Dios, partícipes de la naturaleza divina.

Jesús puede salvarnos por su muerte en la cruz, porque es Hijo de Dios, y por tanto, verdadero Dios y verdadero hombre, Mediador entre Dios y los hombres. Y el Espíritu Santo puede divinizarnos, porque es Dios como el Padre y el Hijo, que de ellos procede, y ha sido enviado por ellos a nuestros corazones. Seguir leyendo “SOBRE LA SANTISIMA TRINIDAD”

2TIMOTEO 3,16 Y LA “SOLA SCRIPTURA”

Los defensores del principio protestante “solamente la Biblia” (“sola scriptura”, en latín) están en problemas.

 

Si la doctrina de la “sola escritura” es verdadera, entonces debemos ser capaces de probar todas las doctrinas basándonos solamente en la Sagrada Escritura. De ser así, entonces debemos probar la “sola escritura” desde la misma Escritura. Si no podemos hacerlo, entonces la doctrina de la “sola escritura” se refuta a sí misma. Seguir leyendo “2TIMOTEO 3,16 Y LA “SOLA SCRIPTURA””

RECORRIENDO LOS ORÍGENES DEL N.T.

Pocos años después de la muerte de Cristo surgieron ya intentos de escribir la vida y doctrina del Señor.
Diversos autores formulan la posibilidad de que lo primero que existieran fueran algunas colecciones de frases o dichos del Señor lo que se conoce como fuente Q.

La tradición sitúa también muy en los comienzos el evangelio arameo de Mateo traducido muy pronto al griego y completado. Lucas en el prólogo de su Evangelio (Lc 1,1) menciona que existen varios intentos de narrar los hechos del Señor. Hacia el aaño 51 d.C., San Pablo escribe las dos Epístolas a los Tesalonicenses, seguidas del resto de sus cartas, que acaban hacia el 67 d.C. con las llamadas Pastorales. Seguir leyendo “RECORRIENDO LOS ORÍGENES DEL N.T.”

CRISTO: LIBERADOR DEL PECADO

Ni la encarnación, ni las obras, ni la pasión, ni la glorificación de Cristo pueden comprenderse sino relacionadas con el pecado (Rom 8, 3 ; Heb 2, 17). La encarnación es el primer paso dado por Dios, gravemente ofendido por el pecado, para reconciliar consigo al hombre caído en la culpa. El alejamiento de Dios causado por el pecado, queda salvado por el Emmanuel, “Dios con nosotros” , que nos devuelve el amor del Padre. Los trabajos y la pasión de Cristo son la lucha que este héroe divino sostiene contra el pecado y su funesta fuerza personificada en el demonio. La obediencia del siervo de Dios es la victoria sobre el orgullo, fuente de pecado y de todo mal (Fil 2, 7 s). La cruz de Cristo, el acto más sublime de obediencia y de amor, es la reparación por la desobediencia de los primeros padres. La resurrección de Cristo es la prueba de su victoria sobre el pecado y sus consecuencias: el dolor y la muerte. Seguir leyendo “CRISTO: LIBERADOR DEL PECADO”

DEUTEROCANÓNICOS E IGLESIA PRIMITIVA

Los Libros Deuterocanónicos en la Iglesia Primitiva

Durante el siglo primero la Biblia Cristiana fue simplemente el Antiguo Testamento (leído en la versión de la Septuaginta). La autoridad residía en esta escritura y en las palabras del Señor, que circulaban ampliamente por tradición oral, como se evidencia en la Epístola de Clemente a los Corintios.” (“The Early Church” Henry Chadwick [Teólogo Protestante, Erudito y Clérigo de la Iglesia de Inglaterra] p 42)

La Septuaginta fue también utilizada por los autores del Nuevo Testamento. La mayoría de los eruditos fechan los libros del Nuevo Testamento entre el 55 d.C. y alrededor del 150 d.C. dependiendo del libro. Los autores de la escritura, al escribir en griego, citan a los libros del Antiguo Testamento en la versión de la Septuaginta, dado que esta estaba escrita en griego. Seguir leyendo “DEUTEROCANÓNICOS E IGLESIA PRIMITIVA”

UN POCO DE HISTORIA SOBRE EL CANON DEL N. TESTAMENTO

EL FRAGMENTO O CANON MURATORI  

La relación más antigua de los escritos canónicos del Nuevo Testamento es el llamado “Canon de Muratori“, el cual habría sido compuesto por un personaje desconocido alrededor del año 200 en Roma o en sus inmediaciones. Este documento fue descubierto por el erudito italiano Ludovico Antonio Muratori en el año 1740, motivo por lo que es conocido con tal nombre.   Seguir leyendo “UN POCO DE HISTORIA SOBRE EL CANON DEL N. TESTAMENTO”

EL APOCALIPSIS EN TIEMPOS DE JUAN

EL APOCALIPSIS EN TIEMPOS DE JUAN

El Apocalipsis es un libro cargado de símbolos que no son fáciles de entender. Lo que sí es fácil es caer en la tentación de manipularlos para justificar cualquier opinión y para atacar al “enemigo”. De esta manera algunos han querido interpretar que la Iglesia Católica es la ramera y la Gran Babilonia del libro del Apocalipsis. Utilizan principalmente el Ap 17.

Seguir leyendo “EL APOCALIPSIS EN TIEMPOS DE JUAN”

LA BIBLIA: DEI VERBUM

Las verdades que la Biblia enseña son las referidas a nuestra salvación.

Este primer principio lo encontramos en la Dei Verbum nº 11b. En efecto, la Biblia no es libro de ciencias naturales, sino de religión. Sus autores no son astrónomos, ni matemáticos, ni geólogos, sino catequistas y teólogos, que tratan de expresar con un lenguaje fácil y adaptado a los lectores de su tiempo, las verdades fundamentales de la salvación.

La única sabiduría, pues, que hay que buscar en la Biblia, es la que se refiere a nuestra salvación. Como dice la Segunda carta a Timoteo: Desde niño conoces las Sagradas Letras, que pueden darte la sabiduría que lleva a la salvación (2Tim 3, 15).
Seguir leyendo “LA BIBLIA: DEI VERBUM”

APOCALIPSIS: SUS SIMBOLOS

LA SIMBOLOGIA DEL APOCALIPSIS

– El 6: es algo imperfecto; impotencia para llegar a 7. Por eso, la bestia enemiga de Cristo se llama 666, o sea, la que nunca logra llegar a la perfección en nada.

– El 7: es un número que significa perfección, algo completo.

– 3 y medio: o sea la mitad de 7: es señal de algo que dura poco y luego pasa. Así las persecuciones de los buenos duran 3 y medio de años.

– 1.000: es el número inmenso, indefinido. – Gran Dragón: Satanás.
– Las bestias: los enemigos de Dios, muy poderosos y se encuentran en todas partes. Pero al final son derrotados. Hay dos bestias: la primera es el Imperio Romano, con sus autoridades (10 cabezas) y su mucho poder (siete cuernos), pero también es personificación de todo poder humano y político que oprime a la Iglesia. La segunda bestia es un falso cordero, o personificación de las falsas doctrinas y falsas religiones o falsos maestros que seducen a la gente.

Seguir leyendo “APOCALIPSIS: SUS SIMBOLOS”

HABLEMOS DEL DIEZMO BIBLICO

Encontramos por primera vez la palabra Diezmo en la Biblia en Gen 14:20, en el contexto cuando Abraham vuelve de combatir con Kedorlaomer y los reyes que con él estaban. Al encontrarse Abraham con Melquisedec (Sacerdote del Dios Altísimo), y ofrecer Melquisedec una ofrenda de pan y vino, Abraham le da el diezmo del botín obtenido en la batalla como señal de agradecimiento por las bendiciones recibidas. Es decir que Melquisedec no se lo exige, sino que Abraham se lo da voluntariamente. Seguir leyendo “HABLEMOS DEL DIEZMO BIBLICO”

CAIN Y ABEL

La historia de Caín, al comienzo, no tenía nada que ver con la de Adán y Eva, ni con su descendencia. El escritor bíblico que la recogió u colocó en este lugar, la relacionó con los capítulos anteriores del Génesis, haciendo de Caín en forma “ficticia”, el hijo de Adán. La historia nos descubre es sí, la violencia como factor decisivo de nuestra historia. La historia en sí, según algunos teólogos y exégetas modernos, era parte de las tradiciones de los cainitas o quenitas mencionados en Jue 1:16; 4:17, que pasaron a integrar la historia de Israel. Como sucede en numerosas leyendas antiguas, Caín, el fundador de la tribu, había dado muerte a su hermano, que como tal, era su rival y al haber prevalecido se ha impuesto como fundador. Luego, como ocurre con este tipo de leyendas, el vencedor funda una sociedad con oficios diferenciados como lo expresan los versículos 19-22 del capítulo 4 del Génesis. Seguir leyendo “CAIN Y ABEL”

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: